Saltar al contenido

ESCAPE ROOM

Una sala de escape es un juego divertido en el que un grupo de jugadores coopera, resuelve rompecabezas y realiza tareas en uno o más espacios para avanzar y alcanzar una meta determinada en un período de tiempo limitado. A veces, una sala de escape se llama sala de búnker. El objetivo es encontrar pistas, resolver rompecabezas y llegar a un destino para ganar el juego y escapar. En los últimos años, el término ha llegado a referirse a cualquier tipo de juego interactivo con un tema de misterio, especulación o compresión temporal.

Se sabe que las salas de escape se juegan tanto en grupos familiares como en grupos profesionales de entusiastas de los rompecabezas. Hay algo maravillosamente desafiante en resolver acertijos juntos como grupo. Este tipo de juego se puede jugar solo o en grupo. Muchas salas de escape modernas son juegos multijugador (lo que significa que puedes jugar con otras personas además de ti mismo). El concepto de una sala de escape es fomentar el trabajo en equipo y resolver acertijos para alcanzar un objetivo predeterminado. Hoy en día, las salas de escape se utilizan para una variedad de propósitos que incluyen capacitación profesional, capacitación corporativa, retiros familiares, vacaciones familiares, aprendizaje educativo, desarrollo personal, interacción social y más.

Las habitaciones temáticas son muy populares. Proporcionan una atmósfera en la que los participantes pueden participar fácilmente en una conversación activa y resolver acertijos de una manera divertida.

Las salas de escape en vivo también son cada vez más populares. En estos se le da la oportunidad de experimentar todos los beneficios de una verdadera sala de escape sin tener que salir de su casa. Trabajará con un entrenador especialmente capacitado para guiarlo a través de las instrucciones de los rompecabezas y actividades, y los resultados no siempre son inmediatos. Sin embargo, cuanto más avanzado se vuelve, más difíciles se vuelven las tareas y se sentirá más seguro y capaz a medida que trabaja para lograr su objetivo.

Si te gustan los pequeños desafíos, prueba la guía del juego. Este es básicamente un recorrido por la sala de escape que lo guía a través de las preguntas y soluciones de cada rompecabezas. A veces, incluso se le permite usar los objetos de las habitaciones para ayudarlo en su camino. A veces las respuestas se te dan en forma de una pista escrita, otras veces hay un rompecabezas de fotos o un tablero de juego donde debes hacer coincidir los cuadrados coincidentes (asegurándote de que estén en la ubicación correcta), y finalmente, a veces tienes

Lo que me encanta de la sala de escape es que es un enfoque tan inverosímil y no tradicional para resolver un rompecabezas o un problema de juego. No hay un botón mágico aquí, así que no esperes ningún poder especial. Sin embargo, creo que aporta una perspectiva refrescante al género. Nos recuerda que todavía estábamos lidiando con jugar con nuestra mente, y que muchos de nosotros simplemente queremos tener la oportunidad de rascarnos la cabeza y preguntarnos qué estábamos haciendo cuando nos atascamos. ¡Una sala de escape es una forma de asegurarnos de que podamos hacer precisamente eso! Por lo tanto, si alguna vez se encuentra atrapado en un problema o rompecabezas difícil, pruebe una sala de escape; se sorprenderá de lo divertido que puede ser.

× ¡Hola!